Playing now

Playing now

Las motivaciones laborales que deberían mejorar tus habilidades

Volver a los resultados de búsqueda

Logotipo de Sage Advice
Sage AdviceConsejos útiles sobre gestión empresarial y actualidad legal
SubscríbeteSubscríbete

La pandemia del COVID-19 ha puesto todo patas arriba. A nivel de motivaciones laborales, también está conllevando importantes cambios, tanto para empresas como para trabajadores.

De nuestra capacidad para adaptarnos a este nuevo entorno depende mucho la supervivencia.

  • El mismo Washington Post asegura que la adaptabilidad será una habilidad esencial en el futuro que nos deja esta situación.
  • Algunas personas tienen esta capacidad de adaptación de forma innata pero tanto ésta como otras habilidades también se pueden aprender o entrenar.

¡Comparte! Este artículo en el que te contamos cuáles son las habilidades digitales más demandadas tras el COVID-19.

Qué son las habilidades digitales

Cabe señalar que, según la Universidad de Cornell, la alfabetización digital es la capacidad de encontrar, evaluar, utilizar, compartir y crear contenido utilizando las tecnologías de la información e Internet.

Sin embargo, podemos establecer varios tipos de destrezas digitales:

Habilidades de nivel de entrada

  • Son aquellas skills básicas pero necesarias para hacer un uso básico de dispositivos digitales y aplicaciones en línea.
  • Si antes se pedía saber manejar un ordenador y algo de mecanografía, ahora es crítico poseer este conjunto de habilidades de alfabetización digital

Habilidades de nivel avanzado

  • En el nivel avanzado de las habilidades digitales se encuentran las destrezas de nivel superior que permiten a los usuarios hacer uso de las tecnologías digitales de manera transformadora.
  • Las principales transformaciones digitales, como la Inteligencia Artificial (IA), el aprendizaje automático, el análisis de Big Data, son algunas de ellas.

¿Quiere decir esto que todos debemos saber programar? No necesariamente, peros sí que entre nuestras motivaciones laborales debemos no tener miedo a aprender algo de código. O, al menos, conocer conceptos como Big Data o Inteligencia Artificial.

¿Venta digital? Para las personas comerciales será indispensable. ¿Analítica avanzada? Todos aquellos en áreas como marketing o finanzas deberían controlarla.

Porque, tal y como concluía un estudio de la Unión Europea de 2017, la evidencia demuestra que las tecnologías digitales se utilizan en todo tipo de trabajos. También en sectores económicos que tradicionalmente no están relacionados con la digitalización, como agricultura, sanidad, formación profesional y construcción.

Habilidades digitales por doquier

La pandemia, de hecho, ha acelerado aún más el proceso de digitalización de la economía y las empresas. Por tanto, si ya antes era necesario que las personas tuvieran determinadas habilidades digitales para poder ser contratadas, tras la COVID-19 se impone aún más.

La realidad es que las tecnologías como la inteligencia artificial, el Big Data, el Internet de las cosas, la realidad virtual y aumentada o la robótica harán que las empresas sean más resistentes a futuras pandemias. Por tanto, cualquier profesional que controle de estas áreas y pueda ayudar a sacar partido de estas tecnologías estará en una posición preferente.

Pero, independientemente de estas posiciones tan técnicas, cualquier persona deberá tener destrezas digitales. Independientemente de si trabaja en una fábrica o en una oficina de contabilidad: todas las personas deben, tras el coronavirus, sentirse cómodas con estas herramientas tecnológicas.

Es cierto que estamos ante un tipo de habilidades que cambian constantemente y que, por tanto, exigen una estrategia a largo plazo.

En Europa, la Comisión Europea está comprometida a intentar cerrar la brecha de habilidades digitales y promete inversiones significativas en este sentido. Están materializadas en el Programa Europa Digital, que cuenta con un presupuesto de 600 millones de euros dedicado a habilidades digitales avanzadas.

Sage

En este post hacemos un repaso a las habilidades digitales más demandadas en 2020. Fuente imagen: LinkedIn Talent Blog.

Otras habilidades importantes

Pero tener estas destrezas digitales no garantiza la capacidad de recuperación, la creatividad y la capacidad de colaborar con otros.

Las personas, cada vez más, deberán ser capaces de realizar su trabajo estando a distancia de sus compañeros. Algo que también exige cultivar como motivaciones laborales la capacidad de motivar a los empleados que no están unidos físicamente.

Además, la inteligencia emocional también será básica en esta nueva etapa que se abre ante nosotros.

Todos los trabajadores deben ser capaces de reconocer, expresar y controlar las emociones, tanto propias como de terceros y exponer así sus motivaciones laborales.

De hecho, la consultora McKinsey ha encontrado varias cualidades que todos los gestores de equipo y líderes empresariales deberían tener como respuesta también a estos cambios inesperados que ha provocado la pandemia:

  1. Primero, se debería impulsar que todos tomen conciencia de lo que está sucediendo, tanto dentro como alrededor de cada uno.
  2. Recomienda demostrar que todos tenemos un punto de vulnerabilidad y, por tanto, generar empatía para aprovechar mejor las emociones.
  3. Queda, además, actuar con compasión para hacer que las personas y los grupos se sientan genuinamente atendidos.

La capacidad de pensar

Puede que las máquinas y los robots no nos quiten el trabajo, pero es evidente que, sobre todo con las tareas automatizadas y repetitivas, tienen la capacidad de hacerlo de forma más rápida y eficiente.

Por eso, la capacidad de pensar será cada vez más importante en los empleos. Si, además, este pensamiento es creativo, estaremos haciendo cosas que las máquinas nunca serán capaces de hacer.

Las empresas, independientemente de su sector o actividad, necesitan trabajadores creativos y versátiles cuyas motivaciones laborales trasciendan lo que las máquinas pueden ofrecer.

Nunca dejes de aprender

El saber no ocupa lugar y, aunque sí exige tiempo, esta pandemia ha puesto sobre la mesa que nunca debemos dejar de aprender. Y esa es también una habilidad a reforzar: la de aprender a aprender.

Cuantas más destrezas tengamos, tanto técnicas como humanas, más alto será nuestro índice de empleabilidad. Además, cada vez es menos necesario que estas aptitudes las hayamos conseguido por una formación reglada. Y, mucho menos, presencial.

En Internet podemos encontrar mucho tipo de formación a través de los cursos en línea gratuitos y abiertos disponibles que ayudarán a mejorar cualquier habilidad.

Está claro, pues, que esta situación ocasionada por la COVID-19 ha vuelto a poner sobre la mesa la necesidad de estar continuamente aprendiendo y mejorando como profesionales. Y con una base tecnológica, sin la cual será difícil sobrevivir.

Sage Business Pro

- Conoce el programa formativo gratuito
para todos los clientes de Sage.

- Contenidos sobre estrategia empresarial,
ventas, gestión de equipos, y mucho más.

Solicita más información