Personas y Liderazgo

Mujeres líderes: ¿Cómo están cambiando el mundo empresarial?

Aunque en los últimos años ha habido progresos en la equidad de género en el lugar de trabajo, todavía existen desafíos importantes.

Sage

En este artículo conocerás lo que supone el liderazgo de las mujeres como motor del incremento de la rentabilidad empresarial.

  • En los últimos años, muchas empresas han comenzado a reconocer el valor de la diversidad y la inclusión en la fuerza laboral. Esto ha llevado a disfrutar de una mayor presencia de mujeres en todos los ámbitos empresariales.
  • Según recientes estudios, tener mujeres en puestos de liderazgo ofrece muchos beneficios, tanto para las empresas como para la sociedad en general. Tales como disfrutar de una mayor diversidad y perspectivas, una mejora en la cultura laboral y en la retención de empleados, un incremento en la rentabilidad y la productividad, o tener una mayor responsabilidad social.

Contenido del post

  1. Mujeres líderes en la empresa: Impacto y perspectivas de futuro
  2. Algunos nombres propios de mujeres líderes
  3. Beneficios de tener mujeres en puestos de liderazgo
  4. Desafíos a los que se enfrentan las mujeres líderes en el mundo empresarial
  5. Consejos para fomentar la igualdad de género en el lugar de trabajo

La evolución del papel de la mujer en la empresa ha sido un proceso largo y complejo que se ha desarrollado a lo largo de muchas décadas. A medida que las mujeres han ganado más derechos y oportunidades en la sociedad en general, también han experimentado cambios significativos en su participación en el mundo laboral.

En las décadas pasadas, la mayoría de las mujeres eran vistas como «trabajadoras de segunda clase» y estaban relegadas a trabajos de baja remuneración y poco cualificados. Además, las mujeres también se enfrentaban con barreras significativas en cuanto a la educación y la formación. Lo que les impedía acceder a trabajos más avanzados y mejor remunerados.

Sin embargo, en los últimos años, muchas empresas han comenzado a reconocer el valor de la diversidad y la inclusión en la fuerza laboral. Esto ha llevado a disfrutar de una mayor presencia de mujeres en todos los ámbitos, desde los puestos más elementales hasta los de alta dirección.

¡TUITÉALO! Tener mujeres en puestos de liderazgo conlleva una serie de importantes beneficios para las empresas, la sociedad y la economía en general.

1)Mujeres líderes en la empresa: Impacto y perspectivas de futuro

En la actualidad, hay muchas mujeres que lideran empresas de todo tipo o que tienen a su cargo departamentos de toda índole. A medida que la sociedad sigue avanzando hacia la igualdad de género, se espera que la presencia de mujeres en estos puestos continúe aumentando.

Existen diversos estudios que demuestran que las empresas con una mayor diversidad de género en los puestos de liderazgo obtienen mejores resultados, siendo dicha diversidad un factor muy importante para el éxito empresarial. Según el estudio «La diversidad y el rendimiento de las empresas en Europa» (McKinsey & Company, 2020), las empresas con mayor diversidad de género tienen un 36% más de probabilidades de obtener un rendimiento financiero superior a la media de su sector.

También, el artículo de investigación: “Cómo la diversidad puede impulsar el desempeño de los equipos» (Harvard Business Review, 2016) analizó más de 180 equipos y descubrió que los de una mayor diversidad de género tenían un mejor rendimiento financiero y una mayor eficacia en la toma de decisiones.

Sin embargo, aún quedan desafíos importantes que superar, incluyendo:

  • la discriminación de género,
  • la brecha salarial
  • y las barreras para conseguir un equilibrio entre la vida laboral y personal.

A medida que las empresas continúen trabajando para abordar estos problemas, es probable que la participación y el papel de las mujeres en la empresa sigan evolucionando y creciendo.

2)Algunos nombres propios de mujeres líderes

En la actualidad, hay muchas mujeres que están logrando avances significativos en sus respectivas industrias y demostrando que las mujeres tienen un papel vital que desempeñar en la economía mundial.

Algunos ejemplos de las muchas mujeres líderes y exitosas del mundo empresarial, tanto a nivel mundial como a nivel nacional, son:

  • Indra Nooyi: Empresaria india-estadounidense que fue CEO de PepsiCo de 2006 a 2018, convirtiéndose en una de las mujeres más poderosas del mundo de los negocios.
  • Mary Barra: Ejecutiva estadounidense que se convirtió en CEO de General Motors en 2014, siendo la primera mujer en liderar una gran empresa automovilística.
  • Ginni Rometty: Ejecutiva estadounidense que fue CEO de IBM de 2012 a 2020, siendo la primera mujer en liderar la compañía en sus 108 años de historia.
  • Sheryl Sandberg: Ejecutiva estadounidense que ha sido directora operativa de Facebook desde 2008 y es conocida por su libro «Lean In», que se centra en el empoderamiento de las mujeres en el lugar de trabajo.
  • Rosalind Brewer: Ejecutiva estadounidense que se convirtió en CEO de Walgreens Boots Alliance en 2021, siendo la única mujer de color al frente de una empresa del índice S&P 500.
  • Abigail Johnson: Empresaria estadounidense que se convirtió en CEO de Fidelity Investments en 2014, siendo la tercera generación de su familia en liderar la compañía.
  • Ana Botín: Empresaria española que se convirtió en presidenta del Banco Santander en 2014, siendo la primera mujer en liderar uno de los bancos más grandes del mundo.
  • Marta Álvarez: Empresaria española que se convirtió en presidenta de El Corte Inglés en 2019, siendo la primera mujer en liderar la compañía en sus 80 años de historia.
  • Carmen Riu: Empresaria española, CEO de la cadena hotelera RIU, que cuenta con más de 100 hoteles en todo el mundo.
  • María Garaña: Considerada una de las mujeres más influyentes del ámbito tecnológico de nuestro país e incluida en el «Listado de las 500 mujeres más poderosas de España».​ Desde diciembre de 2017, es la directora gerente de Servicios Profesionales para la región Europa, Oriente Medio y África de Google.​​

Sage
En este artículo encontrarás algunos consejos para fomentar la igualdad de género en el lugar de trabajo.

3)Beneficios de tener mujeres en puestos de liderazgo

Tener mujeres en puestos de liderazgo puede ofrecer muchos y diversos beneficios, tanto para las empresas como para la sociedad en general. Algunos de los más significativos son:

  • Mayor diversidad y perspectivas diferentes: Las mujeres pueden aportar diferentes perspectivas, experiencias y habilidades que los hombres, lo que lleva a una mayor diversidad de pensamiento y soluciones innovadoras en la toma de decisiones empresariales.
  • Mejora en la cultura laboral y en la retención de empleados: La inclusión de mujeres en puestos de liderazgo puede ayudar a mejorar la cultura laboral, haciendo que los empleados se sientan más valorados e incluidos. Además, las mujeres líderes pueden ser modelos a seguir y mentores para otros empleados, lo que aumenta la retención de talento y fomenta el desarrollo de carrera.
  • Incremento en la rentabilidad y la productividad: Diversos estudios han demostrado que las empresas con una mayor diversidad de género en los puestos de liderazgo tienen un mejor desempeño financiero y una mayor productividad. Las mujeres líderes también pueden ser más eficientes en la gestión de equipos, fomentando una mayor colaboración y productividad en el lugar de trabajo.
  • Mayor responsabilidad social: Las empresas con mujeres líderes pueden ser percibidas como más responsables socialmente, ya que las mujeres a menudo tienen un enfoque más colaborativo y empático en la toma de decisiones empresariales. Además, la inclusión de mujeres en puestos de liderazgo puede ayudar a reducir la discriminación de género en la sociedad en general, fomentando la igualdad de oportunidades.

En resumen, tener mujeres en puestos de liderazgo conlleva una serie de importantes beneficios para las empresas, la sociedad y la economía en general.

La inclusión de mujeres en posiciones de liderazgo no solo es una cuestión de justicia e igualdad, sino también una estrategia empresarial inteligente que puede impulsar la innovación, el rendimiento y el crecimiento sostenible.

4)Desafíos a los que se enfrentan las mujeres líderes en el mundo empresarial

A pesar de los avances significativos en la equidad de género en el lugar de trabajo, todavía existen desafíos a los que se enfrentan las mujeres líderes en el mundo empresarial. Algunos de estos desafíos son:

Discriminación y prejuicios de género

Las mujeres líderes pueden enfrentarse a prejuicios de género y discriminación en el lugar de trabajo, lo que dificulta su avance profesional y su capacidad para liderar equipos. También en algunos casos, son víctimas de estereotipos y sesgos inconscientes que limitan su potencial y su capacidad para ser tomadas en serio como líderes.

Falta de representación

La falta de representación de las mujeres en los puestos de liderazgo puede ser un obstáculo para las mujeres que buscan avanzar en sus carreras y convertirse en líderes. La falta de modelos femeninos a seguir en puestos directivos puede hacer, en ocasiones, que las mujeres se sientan aisladas y desmotivadas.

Falta de apoyo y mentores

Las mujeres líderes a menudo carecen de la red de apoyo y mentores necesarios para avanzar en sus carreras y enfrentar desafíos. La falta de oportunidades de desarrollo profesional y la falta de acceso a mentores y redes de contactos pueden limitar la capacidad de las mujeres para avanzar en sus carreras.

Conciliación de la vida laboral y personal

Las mujeres pueden enfrentar desafíos únicos para equilibrar sus responsabilidades laborales con sus responsabilidades familiares y personales. La falta de políticas laborales flexibles y la falta de apoyo en el lugar de trabajo, pueden hacer que sea difícil para las mujeres conciliar.

Brecha salarial de género

A pesar de que las mujeres pueden tener un nivel educativo y experiencia similar a la de sus colegas masculinos, a menudo se encuentran con una brecha salarial significativa en comparación con ellos. Esta brecha salarial puede afectar a la motivación y a la capacidad de las mujeres para liderar y desarrollarse profesionalmente.

En definitiva, aunque en los últimos años se han experimentado importantes progresos en la equidad de género en el lugar de trabajo, todavía existen desafíos importantes que las mujeres deben afrontar en el mundo empresarial. Para abordar estos desafíos, se necesitan políticas y prácticas laborales más inclusivas y equitativas, así como un mayor compromiso de las empresas y la sociedad en general para apoyar a las mujeres en su camino hacia el éxito profesional.

5)Consejos para fomentar la igualdad de género en el lugar de trabajo

Fomentar la igualdad de género en el lugar de trabajo es fundamental para crear un ambiente laboral justo y equitativo, y para permitir que todos los trabajadores, independientemente de su género, puedan desarrollarse plenamente y contribuir al éxito de la empresa.Para ello, las empresas pueden tomar una serie de medidas, como por ejemplo:

Establecer políticas de igualdad de género

Es importante que las empresas establezcan políticas explícitas de igualdad de género que aborden temas como la discriminación, el acoso y la igualdad salarial.

Formar y sensibilizar al personal

El personal de la empresa debe recibir formación sobre la igualdad de género y el acoso sexual. Además, es importante sensibilizarlos sobre los prejuicios inconscientes que pueden estar presentes en el lugar de trabajo.

Fomentar la diversidad en la contratación

Las empresas deben esforzarse por contratar a una diversidad de personas, incluyendo a mujeres y a personas de distintas etnias y culturas. Se pueden tomar medidas como establecer metas de diversidad en las contrataciones y ampliar la búsqueda de candidatos más allá de los canales habituales.

Establecer prácticas laborales flexibles

Se pueden ofrecer prácticas laborales flexibles que permitan a los trabajadores conciliar entre sus responsabilidades laborales y personales. Esto puede incluir horarios de trabajo flexibles, opciones de trabajo remoto y permisos para el cuidado de hijos y familiares enfermos.

Promover el liderazgo femenino

Las empresas pueden fomentar el liderazgo femenino al ofrecer oportunidades de desarrollo profesional para mujeres, incluyendo programas de mentoría y de liderazgo. También pueden establecer medidas para garantizar que las mujeres tengan igualdad de oportunidades para ascender a puestos de dirección.

Establecer objetivos y medir el progreso

Las empresas deben establecer objetivos claros y medibles para fomentar la igualdad de género y hacer un seguimiento del progreso para garantizar que se estén logrando.

En conclusión, el liderazgo de las mujeres está transformando el mundo empresarial y mejorando los resultados de las empresas en todos los niveles. A medida que la sociedad sigue avanzando hacia la igualdad de género, se espera que la presencia de mujeres en puestos de liderazgo continúe aumentando.

Sin embargo, aún quedan desafíos importantes que superar, como la discriminación de género, la brecha salarial y las barreras para conseguir un equilibrio entre la vida laboral y personal. A medida que las empresas continúen trabajando para abordar estos problemas, es probable que la participación y el papel de las mujeres en la empresa sigan evolucionando y creciendo.