Playing now

Playing now

Cómo el Business Intelligence ayuda a lograr una distribución más eficiente (guia)

Estrategia y Gestión

Cómo el Business Intelligence ayuda a lograr una distribución más eficiente (guia)

Sage

¿Sabes cómo lograr una distribución más eficiente en tu empresa? En este artículo encontrarás algunas claves.

  • No olvides que la inteligencia empresarial (o Business Intelligence) es fundamental para lograr esta eficiencia.
  • Además, será importante que tu negocio cuente con una solución ERP que facilite su digitalización.

El día a día de los empleados del sector logístico o de la distribución todavía no está del todo digitalizado, pues solo el 19 % trabaja de manera totalmente digital. Un porcentaje que choca frente al 81 % de empleados cuyo entorno laboral está poco o nada digitalizado.

Tanto las pequeñas como las medianas empresas tienen dificultades para aprovecharse de las ventajas que ofrece la inteligencia empresarial (o Business Intelligence) y el acceso a la información mediante herramientas informáticas, así como su análisis y preparación para gestionar los almacenes.

Las empresas deben encontrar el equilibrio perfecto

A la hora de gestionar un almacén, es importante alcanzar el equilibrio óptimo entre invertir lo menos posible en inventario y ofrecer el mejor servicio a los clientes. La clave del éxito es una gestión bien equilibrada de las existencias. De lo contrario, sin ese equilibrio, la rentabilidad y el crecimiento se ven seriamente afectados.

Cuando se gestiona el inventario en varios departamentos, empresas y establecimientos al mismo tiempo, los sistemas tradicionales de gestión de recursos empresariales (ERP, por sus siglas en inglés) se ven sobrepasados si no cuentan con una solución de inteligencia empresarial o Business Intelligence (BI) apropiada. Esto se traduce en exceso de existencias, cuellos de botella, producción ineficiente, costes de transporte muy elevados y una experiencia negativa del cliente.

Por otro lado, la inteligencia empresarial o Business Intelligence para gestionar almacenes ofrece las siguientes ventajas:

  • Proporciona información mejorada en tiempo real a lo largo de toda la cadena de suministro.
  • Reduce el tiempo de espera desde el pedido hasta la entrega.
  • Mejora la precisión a la hora de gestionar el inventario.
    Aumenta la satisfacción del cliente.
  • Ofrece al equipo de ventas acceso a toda la información necesaria a través de dispositivos móviles.

Las fluctuaciones estacionales y las temporadas altas de compra pueden planificarse de manera más inteligente con la ayuda de las herramientas de BI. En este caso, las entradas y salidas se gestionan a partir de facturas de compra y venta, las existencias se controlan con indicadores y avisos, y los procesos de venta se vinculan a la contabilidad.

Las soluciones en la nube son requisito fundamental para un negocio eficiente

Las herramientas informáticas solo tienen sentido si toda la parte administrativa está interconectada. Los sistemas de gestión de almacenes (WMS, por sus siglas en inglés), los sistemas de gestión de transporte (TMS, por sus siglas en inglés), los sistemas de gestión de inventarios y otras aplicaciones. Esto se puede conseguir mediante soluciones en la nube.

Las soluciones basadas en la nube permiten interconectar los servicios de diferentes proveedores de manera modular, se amplían rápidamente en función de la demanda y permiten crear sistemas integrados para la gestión del almacén. Todos los datos de las empresas que participan en la cadena de suministro hasta llegar al cliente final pueden almacenarse en la nube.

«Hoy en día, sigue siendo habitual que no se compartan todos los datos necesarios para la cadena de suministro (por ejemplo, el 61 % de las empresas se enfrentan a problemas en el flujo de materiales), aunque en muchos casos se ha observado una mayor disposición a compartirlos». Fuente: Chancen der digitalen Transformation

Algunos ejemplos

Con una cadena de suministro digitalizada y basada en la nube, los inventarios pueden reducirse. Según algunos estudios, este ejemplo ilustra a la perfección cómo podría funcionar en el futuro la compra de calzado deportivo:

Un proveedor de servicios de paquetería toma las medidas del pie del cliente. Estas se almacenan en la nube. Cuando el cliente hace el pedido, se informa inmediatamente al fabricante de que su perfil con las medidas está disponible en la nube. Esta descarga los datos y comunica de inmediato a sus proveedores el material que necesita y la fecha de entrega a la empresa de paquetería. Se fabrica el calzado y, a continuación, se entrega al servicio de paquetería. El mensajero acuerda con el cliente el punto de entrega que más convenga a ambos; en este ejemplo, sería el aparcamiento que se encuentra enfrente de la oficina donde trabaja el cliente final.

Además, las soluciones en la nube permiten un alto grado de movilidad para los empleados, ya que pueden acceder a toda la información a través de dispositivos móviles desde cualquier parte del mundo.

La inteligencia artificial y el aprendizaje automático son el camino que seguir

Pero esto no es más que el principio. El aprendizaje automático, también conocido como machine learning (ML), y la inteligencia artificial (IA) son las tendencias actuales que han empezado a incorporarse en el desarrollo de soluciones de BI, de acuerdo con el estudio «Gartner Prognosen für die Zukunft des Supply Chain Operations im Jahr 2018» (Predicciones de Gartner en 2018 para el futuro de las operaciones en la cadena de suministro). La tecnología se encuentra en un proceso de evolución constante. Esto quiere decir que dichas soluciones muy pronto también serán capaces de llevar a cabo análisis en profundidad y predicciones precisas en el ámbito de la gestión de almacenes.

Cuatro tendencias clave para acabar con los aspectos más problemáticos de la logística

Lo que impulsa las principales innovaciones para la gestión de almacenes son los complejos desafíos a los que se enfrenta el sector. La creciente individualidad de la demanda, unida al precio tan elevado que presentan los alquileres en el centro de las ciudades, obliga a las empresas, comercios y talleres a buscar soluciones inteligentes para gestionar sus almacenes y utilizar el espacio de manera más eficiente o prescindir de él por completo.

Esto significa que necesitan un software intuitivo para poder formar en poco tiempo a los nuevos empleados o bien aumentar el nivel de automatización, por ejemplo, mediante robots:

1. Robótica:

Elementos inteligentes como los robots móviles y vehículos autónomos ya se están abriendo paso en la gestión de almacenes. Los sistemas conversacionales, como los asistentes personales virtuales (APV) y los chatbots, están llevando a otro nivel la interacción con el usuario y también pueden simplificar todavía más el trabajo dentro del almacén. Por ejemplo, un empleado que tiene las manos ocupadas o está conduciendo un vehículo dentro del almacén ahora puede consultar las existencias o una ubicación exacta dentro del recinto con tan solo usar su voz.

2. IoT:

El internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés) también tiene un gran potencial. Por ejemplo, la alineación de datos empíricos de la demanda con los meteorológicos para determinar cuándo aumenta la demanda de determinados productos y, de este modo, activar el pedido automático de más productos dependiendo de la previsión meteorológica.

3. Movilidad:

Los encargados de almacén pueden acceder en tiempo real al estado de los pedidos. Además de los datos sobre las existencias, el inventario, la disponibilidad de las máquinas, etcétera, y llevar a cabo más tareas y resolver problemas de manera más ágil. Con la ayuda de dispositivos móviles adecuados, la retirada y la transferencia de existencias y nuevos artículos pueden registrarse de manera rápida y sin errores.

4. Sistemas de gestión empresarial (BMS, por sus siglas en inglés):

Las soluciones modernas de gestión de recursos empresariales combinadas con herramientas de BI, capaces de proporcionar todos los datos de todas las fuentes de manera rápida y sencilla, son el futuro.

De acuerdo con una previsión de mercado llevada a cabo por Tractica, el mercado de la inteligencia artificial experimentará un fuerte incremento en los próximos años: de 7300 millones de dólares (6400 millones de euros aproximadamente) en 2018 a 89.900 millones de dólares (78.500 millones de euros) en 2025.

Por todo ello, conviene empezar ya con la digitalización. Así, el día de mañana, tu empresa no se quedará atrás y podrá beneficiarse de una mayor eficacia gracias a las herramientas de inteligencia empresarial o Business Intelligence.

Business Intelligence en el entorno empresarial

 

Descarga tu guía gratuita en PDF para:

  • Descubrir los beneficios que aporta el Business Intelligence en el entorno empresarial.
  • Conocer cómo puede ayudar el Business Intelligence a los directivos de una empresa.
Descarga gratis tu guía