Playing now

Playing now

La importancia de las competencias digitales a la hora del emprendimiento entre los empleados

Volver a los resultados de búsqueda

Sage

La importancia de las competencias digitales a la hora del emprendimiento entre los empleados

En este post te contamos por qué son tan importantes en la actualidad las competencias digitales y cómo pueden ayudar al emprendedor.

  • La tecnología conecta a personas y a máquinas para ofrecer una completa experiencia de usuario.
  • Las competencias digitales permiten evaluar y compartir contenidos utilizando la tecnología.

Miles de personas buscan una oportunidad laboral en el emprendimiento. La crisis provocada por la COVID-19 ha llevado a muchos a replantearse su futuro y a considerar el emprendimiento como una opción. Sin embargo, hoy en día ya no es suficiente con tener una buena idea de negocio. Ahora, es necesario tener ciertas habilidades y estar formado en competencias digitales para conseguir el éxito del negocio.

Las competencias digitales, más necesarias que nunca

Las competencias digitales son todas aquellas que permiten encontrar, evaluar, utilizar, compartir y crear contenidos utilizando la tecnología.

Internet ha afectado a todos los aspectos de nuestra vida y el espíritu empresarial no se ha librado. La tecnología conecta a las personas y a las máquinas entre sí para ofrecer una experiencia que hace décadas estaba fuera del alcance de muchos. Se trata de un activo a tener en cuenta tanto si se emprende un nuevo negocio como si se quiere desarrollar una nueva idea empresarial en una empresa.

1. La comunicación en la era de la digitalización

La comunicación es posiblemente la habilidad más importante que se debe dominar si uno quiere convertirse en un empresario de éxito. Los desempleados que aspiran a convertirse en emprendedores de éxito tendrán que explicar su idea en repetidas ocasiones. Ya sea para presentarla a un inversor, a un posible cofundador o al cliente. Ser capaz de comunicarse a nivel personal y profesional ahorrará sin duda mucho tiempo y estrés.

Las habilidades digitales pueden ayudar al emprendedor en este sentido. Gran parte de la comunicación que se realiza hoy en día se hace en línea y, como empresario, se tendrá que ser capaz de comunicarse profesionalmente a través de canales como el correo electrónico y Skype. Sin habilidades digitales, se puede fracasar en la presentación a un inversor potencial en el otro extremo del mundo porque no se haya podido configurar el ordenador para hacer una llamada por Skype.

2. Fomentar el branding

Todas las empresas tienen un rostro. Cuando se piensa en marcas como Apple y Facebook, vienen a la mente personas como Steve Jobs y Mark Zuckerberg. Estas empresas no solo son mundialmente famosas e influyentes, sino que también tenían una marca fuerte influenciada por sus fundadores.

Todo el mundo tiene una marca, y todo el mundo es una marca. La forma de hablar, de responder a los correos electrónicos, de presentarse y de escribir es la marca del emprendedor. Si no se tienen habilidades digitales, se limita la marca y se reducen las posibilidades de tener éxito como empresario.

3. Automatización de la empresa

Cuando se empieza como emprendedor, lo más probable es que no se tengan los fondos ni la tracción para contratar a mucha gente que ayude a poner en marcha la empresa.

Las habilidades digitales pueden ayudar, a través de la automatización de algunas tareas, dando al emprendedor la oportunidad de ser más productivo. Se pueden automatizar tareas como las secuencias de correo electrónico y las publicaciones en las redes sociales. Esto permitirá ahorrar costes y tiempo y dará mayores posibilidades de tener éxito como empresario.

4. Uso de software en la nube

Los programas informáticos ahorran mucho tiempo al emprendedor. Por ejemplo, digitalizar ciertos procesos como la facturación puede suponer un plus para el empresario.

A través de programas de facturación en la Nube como el de Sage Contabilidad y Facturación se dispone de toda la información en un mismo lugar. Esto permite crear facturas en cuestión de segundos y contabilizar más fácilmente los pagos.

5. Aprendizaje

Un buen empresario debe mejorar continuamente. En este sentido, las habilidades digitales también resultan útiles. Internet está lleno de material de aprendizaje que cubre cualquier tema de interés para los empresarios, desde la contabilidad hasta el liderazgo y el desarrollo personal.

A través de las habilidades digitales, uno puede investigar y encontrar el material de aprendizaje adecuado para su negocio.

Programas de facturación en la nube ayudan a los emprendedores a ahorrar tiempo y a ser más efectivos en la gestión del negocio.

Las competencias digitales reducirán en gran medida sus costes de explotación del negocio, lo que mejorará las posibilidades de éxito como empresario.

Las competencias digitales permiten, además, competir con empresas más grandes y mejorar la eficiencia de cualquier empresa. No basta con contratar a expertos digitales. Los empresarios tienen que entender cómo la economía digital afecta a todos los aspectos de su negocio. Las competencias digitales son claves para conseguir impulsar cualquier empresa.