Playing now

Playing now

Cómo optimizar la relación con el banco en la era de las Fintech

Volver a los resultados de búsqueda

Cómo optimizar la relación con el banco en la era de las Fintech

El sector de los pagos representa más de un tercio del volumen total de negocio realizado por las empresas Fintech. Los nuevos modelos bancarios se han dirigido en un primer momento, al público en general. Sin embargo, la innovación en los sistemas de pago se centra, cada vez más, en las relaciones entre empresas.

Por eso, cada vez más, las áreas de tesorería de las empresas empiezan a analizar todas las novedades de este sector.

  • En el caso de pequeñas empresas y microempresas, estos nuevos actores serán directamente socios alternativos.
  • A las medianas y grandes empresas, les permitirá acelerar el ritmo de transformación mediante nuevos servicios relacionados con la gestión de la cadena de pagos.

Con todo esto, conocer cuáles son los motores de evolución de estos servicios, así como sus propuestas de valor en el ámbito de la tesorería ayudará a las empresas a impulsar los acuerdos y relaciones con sus bancos.

Nuevos servicios de pago: cómo están cambiando los bancos bajo el impulso de las Fintech

La escasez de dinero disponible y la contracción del comercio tras la crisis financiera de 2007/2009 han tenido dos consecuencias en el sector bancario:

  • Una, la tensión en la relación entre los bancos y sus clientes.
  • Otra, la irrupción de nuevos actores, como los neobancos y las Fintech, que han aprovechado la explosión de la economía digital para revolucionar los sistemas de pago.

Así, muchos de los recién llegados han abordado el mercado dirigiendo su atención a fuertes ofertas comerciales dirigidas principalmente a las pequeñas empresas. Además, con la llegada del Open Banking, los neobancos y las fintech tienen la oportunidad de acceder mediante APIs a los datos de los clientes de los bancos para desarrollar sus propios servicios. Así, logran impulsar otra visión de los servicios bancarios a gran escala.

El resto de la historia está aún por escribir. Sin embargo, “las nuevas reglas del juego” prometen un desarrollo continuo de los servicios financieros en general y de los sistemas de pago en particular.

El área de tesorería de las empresas tiene todo a su favor para salir ganando en esta situación. Sobre todo, de la mano de la innovación y de la adopción de las soluciones tecnológicas adecuadas.

Cómo deben aprovechar estos nuevos servicios las áreas de tesorería

Mediante el llamado Open Banking  y regulaciones como PSD2, parte de los datos de los clientes de los bancos están disponibles para las Fintech. De este modo, estos últimos pueden prestar nuevos servicios a sus clientes, que ya no dependen de las instituciones bancarias que gestionan sus respectivas cuentas. Por ejemplo, se puede centralizar en una sola aplicación las distintas cuentas bancarias de un usuario.

Esta independencia de sus bancos abre el camino para que las empresas distingan entre dos tipos de socios:

  • Los bancos, o incluso los neobancos, que son los únicos autorizados por su régimen estatutario a realizar ciertas operaciones financieras.
  • Otros actores, bancos o Fintech, que pueden estar involucrados en la cadena de pagos.

Por tanto, a medio plazo las tesorerías corporativas están en el centro de la revolución de las soluciones de pago. Los tesoreros de las empresas podrían así beneficiarse de nuevos servicios en tiempo real a través de un camino personalizado, fluido y desmaterializado, con la participación de múltiples proveedores, accesible y configurable en una sola interfaz.

No obstante queda un largo camino por recorrer, para que el enfoque de los nuevos servicios propuestos por empresas Fintech dejen de ser marginales para la gran empresa y empiecen a ser considerados y adoptados de forma privilegiada por estas.

El banco tradicional no ha dicho su última palabra

La evolución del mercado no ha escapado a la atención de los bancos tradicionales. En efecto, las entidades financieras están tomando conciencia de las consecuencias de la apertura del mercado, sobre todo con la llegada de la banca abierta.

Y es que el Open Banking ofrece también ventajas a los actores financieros tradicionales:

  • La apertura de los sistemas de información de los bancos a través de las API va acompañada de nuevas medidas de seguridad. La seguridad de los datos y las transacciones es un gran desafío para las empresas.
  • El uso de las API es, en cierto modo, una externalización de su tecnología de desarrollo de productos financieros. Esto no tiene porqué ser necesariamente desfavorable para los bancos, ya que tienen los medios para crear (o comprar) «APIs» sobre los que se crearán los nuevos servicios.

En conclusión, el futuro no está escrito y todavía veremos muchos cambios. En particular, en relación a la normalización e interoperabilidad de las diversas APIs en un modelo multi bancario, adecuado para las empresas.

Sin embargo, los directores financieros y de tesorería están en una encrucijada.

Tienen que mantener una relación de confianza con la banca, sus socios históricos y a la vez estar atentos a las innovaciones promovidas por las Fintech.

El hecho de que puedan contar con una plataforma de gestión tesorería de última generación, lo suficientemente abierta como para integrar los adelantos aportados por los nuevos participantes, es una ventaja en la reflexión sobre la renovación de la relación bancaria.

Sage XRT Treasury

Sage

- Accede al recorrido
interactivo gratuito

- Conoce la solución
para la gestión de tu
tesorería.

Inicia el tour interactivo