Playing now

Playing now

 España, ¿”suspenso” en estrategia empresarial?

Volver a los resultados de búsqueda

La estrategia empresarial es un factor determinante en el éxito de los negocios. Facilita la gestión empresarial al definir y cuantificar las acciones a seguir para el cumplimiento de los objetivos.

  • España es un gran país, con grandes profesionales y una gran creatividad, sin embargo, nos falta iniciativa y estrategia empresarial.
  • Te dejamos seis consejos que te pueden servir de guía para diseñar tu estrategia empresarial.

La crisis generada por la COVID-19 nos está dejando ejemplos de empresas muy dinámicas e innovadoras que no se dejaron llevar por el pánico. Lo que hicieron fue un nuevo plan estratégico en tiempo record y reconvirtieron sus procesos productivos para adaptar su producción a los productos de primera necesidad, que demandaban los ciudadanos y nuestra sanidad.

Sin embargo, aunque algunos de estos casos han sido muy mediáticos, son muchas las empresas de nuestro país que suspenden en estrategia empresarial. Y la única estrategia que siguen es esperar a que escampe.

Pero el mundo no se para. Como dijo Quino en boca de Mafalda, “¡Resulta que si uno no se apresura a cambiar el mundo, después es el mundo el que le cambia a uno!”. Y para cambiar el mundo hace falta planificación y una estrategia a seguir. Pero se puede empezar por cambiar nuestras empresas, hacerlas más innovadoras y diseñar un plan estratégico para los próximos años. Un plan que nos oriente en un camino que puede ser tortuoso, pero a la vez, para muchos será apasionante.

No serian pocos los herreros que, cuando vieron circular los primeros vehículos a motor, pensaron que el negocio de las herraduras de caballo no corría peligro. Sin embargo, otros emprendedores vieron que el futuro estaba en la fabricación en cadena de vehículos a motor. Por ejemplo Henry Ford, que realizó un plan integral de desarrollo y producción para inundar el mercado de coches.

Estrategia empresarial

En este post te damos algunos consejos para que tu empresa no suspenda en estrategia empresarial.

Elabora un plan estratégico para los próximos años

España es un gran país, con grandes profesionales y una gran creatividad. Sin embargo, nos falta iniciativa y planificación. No somos un país con una gran cultura emprendedora. Se estigmatiza el fracaso y mientras en otros países se centran en digitalizar e innovar, aquí nos llevamos un rotundo suspenso en estrategia empresarial.

Según un informe de Accenture, el crecimiento de todas las empresas depende de una estrategia de adopción sistemática y secuencial que se encuentre en línea con los sistemas del futuro, debiendo ser capaces los sistemas de la empresa de escalar innovaciones de forma rápida y dotar a las empresas de la agilidad estratégica que necesitan.

Un plan estratégico es como un faro que guía a la organización, permitiendo no solo que esta siga a flote, sino también que lleve sus proyectos a buen puerto. Mediante este plan, las empresas definirán donde quieren estar en el futuro, detallando y dotando de presupuesto las diferentes acciones e inversiones que se necesitan para alcanzar los objetivos definidos por la organización.

Te dejamos seis consejos que te pueden ser de utilidad para diseñar una estrategia empresarial que acompañe tu negocio durante los próximos años.

No procrastines, elabora tu plan estratégico ahora

  • Las empresas que elaboraron una estrategia digital antes de la pandemia y la ejecutaron, estuvieron en mucha mejor disposición para afrontar la situación actual.
  • Esto fue debido a que su adaptación al teletrabajo resultó mucho más fácil y pudieron seguir trabajando.
  • No dejes para mañana el comienzo de un plan estratégico en el que puedas empezar a trabajar hoy.

Incluye innovación y digitalización en tu plan

  • Las empresas deben ser cada vez más flexibles, de manera que puedan reaccionar de manera rápida a cambios bruscos de demanda o a cualquier otro tipo de contingencia.
  • Algunas de las empresas más innovadoras y digitalizadas de nuestro país, están destacado en plena pandemia, por su rápida adaptación a este nuevo contexto, modificado sus sistemas productivos para ofrecer los bienes y servicios de primera necesidad, que el mercado necesita en un momento crítico.
  • Estas empresas, no solo han mantenido sus ciclos productivos. Sino que incluso han contratado trabajadores, han conseguido mantener sus cuentas de resultados y además han aportado un beneficio a la sociedad.

Elabora escenarios

  • Desgraciadamente para muchas empresas, la COVID-19 las ha situado en el peor escenario que tenían elaborado. Sin embargo, una empresa que tenga prevista la respuesta a este escenario siempre responderá mejor que una que se ve de repente en él y es presa del pánico.
  • Tener previsto un escenario muy negativo, puede servir a la empresa, por ejemplo, para saber que tiene que convocar rápidamente un concurso de acreedores, que puede servir para salvar a la empresa de la quiebra. Si un barco tiene previsto que se puede hundir, tendrá un plan de acción para ese caso y botes salvavidas para todos.
  • Por el contrario, también una empresa se puede morir de éxito, si no tiene prevista una respuesta a un crecimiento que no puede soportar su estructura.

Realiza un seguimiento del plan mediante un cuadro de mando

  • Define indicadores o KPI que puedas seguir fácilmente en un cuadro de mando. La elaboración de un cuadro de mando facilitará a los directivos el control de la actividad empresarial.
  • Así se podrá monitorizar monitorizando el grado de cumplimiento de los objetivos definidos en el plan estratégico.

Todo debe ir presupuestado dentro del plan estratégico

  • Un Plan Estratégico no es solo una declaración de intenciones. Del mismo modo, los planes de acción de la compañía tienen que estar dotados de los recursos humanos y materiales para poder cumplirse. Y, para ello, tienen que presupuestarse.

Identifica las fuentes de financiación

  • Podemos definir un fantástico plan estratégico, pero si no conseguimos o disponemos de los recursos económicos para materializarlo, se quedará en papel mojado.
  • Un plan estratégico será consistente si es respaldado por las entidades financieras o por socios que decidan invertir en él.

Con todo ello, no olvides que la estrategia empresarial es un factor determinante para tener éxito en los negocios. Así que toma nota de todos estos consejos.