Playing now

Playing now

Cómo financian los bancos a autónomos y pymes: 8 fórmulas

Volver a los resultados de búsqueda

sage

Además de los fondos ICO, un dinero público que gestionan las entidades para financiar a autónomos y pymes, los bancos también tienen sus propias líneas de crédito para apoyar al tejido empresarial español.

Éstas son las propuestas de algunas de las más importantes entidades financieras que operan en España:

Además de los fondos ICO, un dinero público que gestionan las entidades para financiar a autónomos y pymes, los bancos también tienen sus propias líneas de crédito para apoyar al tejido empresarial español.

Éstas son las propuestas de algunas de las más importantes entidades financieras que operan en España:

  1. Crédito para financiar proyectos empresariales a corto plazo. A través de una cuenta de crédito a 12 meses con un tipo de interés fijo o variable. En cada liquidación de intereses, ofrece un tipo de interés más bajo del inicialmente pactado si se han cumplido una serie de compromisos de transaccionalidad.
  2. Línea de mediación. Para autónomos y pymes que cuenten con el aval de una sociedad de garantía recíproca (SGR) o de la sociedad anónima estatal de caución agraria (SAECA). Hasta 300.000 euros para financiar cualquier iniciativa necesaria para el desarrollo de su actividad.
  3. Financiación para pymes con más de tres años de vida. Por un importe mínimo de 1.000.000 de euros, un plazo mínimo de tres años y mediante deuda estructurada a la tipología del proyecto: subordinada, convertible o de otro tipo.
  4. Financiación para la exportación y para la importación. Para todo tipo de empresas, negocios y a empresarios autónomos que realicen transacciones con el exterior.
  5. Cuenta de crédito. Para disponer de liquidez cuando sea necesario, desde 1.000 euros y con una bonificación del tipo de interés hasta en un 1,50%.
  6. Financiación para la adquisición de activos fijos y circulante. Con gran flexibilidad que se adapta a las necesidades de la pyme y el autónomos en plazo, sistema de amortización, periodicidad de pagos, modalidad de tipos de interés, etcétera.
  7. Préstamo hipotecario. Para la adquisición del local, oficina, nave o cualquiera que sea el emplazamiento donde se vaya a realizar la actividad económica. Hasta el 100% del valor de tasación, con posibilidad e tipo fijo o variable, posibilidad de carencia de capital de hasta 24 meses, plazo hasta 20 años y posibilidad de incorporar, al inicio de la operación, una cuota final de hasta el 30% del capital.
  8. Avales. Para responder de las obligaciones contraídas sin necesidad de comprometer la liquidez patrimonial de su empresa, con solvencia y respaldo ante cualquier adversidad que pudiera surgir en el cumplimiento de las responsabilidades adquiridas.

El coste de solicitud es inferior al de un préstamo, y no requiere inmovilizar fondos para poder garantizar una operación.

Cada banco tiene sus propias líneas para financiar a autónomos y pymes, conscientes de que la pequeña empresa es un motor importante de la economía.

Mantener una buena gestión financiera y contable es importante a la hora de acudir a un banco a solicitar financiación. Los programas de contabilidad y facturación online, te permiten mostrar estados de cuentas de una forma organizada e inmediata. Son una buena opción para estar preparado en todo momento.