Playing now

Playing now

Desconexión digital en vacaciones, un derecho reconocido por la LOPDGDD

Volver a los resultados de búsqueda

Logotipo de Sage Advice
Sage AdviceConsejos útiles sobre gestión empresarial y actualidad legal
SubscríbeteSubscríbete
Sage

Analizamos las claves especiales que tiene el derecho a la desconexión digital durante el tiempo de disfrute de las vacaciones.

  • Describimos qué es el derecho a la desconexión digital y por qué es importante cumplirlo
  • Explicamos cómo respetar el descanso en vacaciones de los empleados.

La puesta en marcha de la LOPDGDD ha supuesto la adaptación de la antigua LOPD a los nuevos tiempos del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). En un mundo laboral cada vez más conectado, donde salir de la oficina no implica necesariamente dejar de trabajar, el derecho a la desconexión digital ha sido reconocido como una necesidad importante para la salud laboral.

Descansar y desconectar no tienen por qué ser necesariamente sinónimos. Mientras que el descanso implica recuperarnos de un desgaste físico de nuestro día a día laboral, desconectar implica olvidarnos de todo aquello que tiene que ver con nuestro trabajo. Un ejemplo, podemos estar en la playa debajo de la sombrilla, descansando, pero pensando en un cliente que nos pidió algo y en cómo darle la mejor oferta. Descansamos, pero no desconectamos.

Derecho a la desconexión digital

La LOPDGDD reconoce el derecho a la desconexión digital. Gracias a este derecho se garantiza que, fuera del tiempo de trabajo establecido, se respete el descanso, permiso o vacaciones y la intimidad personal y familiar. Una vez pasada determinada hora, incluso algunas empresas hacen que sus sistemas de correos impidan la entrega de los mensajes.

  • La empresa, de acuerdo con los representantes de los trabajadores, creará una política interna que garantice dichos derechos, incluidos los puestos directivos. Para su cumplimiento efectivo es fundamental poner el acento en aspectos como la formación y sensibilización del personal.
  • Lo que se busca es prevenir la fatiga informática, puesto que los empleados que trabajan con herramientas tecnológicas son los más propensos a no desconectar. Un correo a deshoras o un mensaje de un cliente a su teléfono hacen que, en lugar de descansar, vuelvan a pensar en temas laborales. Serán de especial protección aquellos que trabajan a distancia.
  • Para los empleados que trabajan desde casa o aquellos que tienen horarios flexibles es interesante establecer avisos que permitan saber si están conectados y en tiempo de trabajo o no.
  • Los que más rigurosos deben ser con su cumplimiento son los jefes y mandos intermedios, ya que los empleados se pueden sentir “obligados” a gestionar lo que se les pide en un correo si el remitente es su responsable directo.
  • Este derecho poco a poco tiene que incluirse en los convenios colectivos de los diferentes sectores. Algunos ya lo tienen reconocido, a otros, especialmente a las empresas más pequeñas, todavía les queda mucho camino por recorrer. Porque aquí el coto no solo hay que ponerlo a los compañeros, sino muchas veces a los clientes, acostumbrados a contactar a cualquier hora y cualquier día de la semana.

Claro que muchas veces es culpa, en parte, de la propia empresa. Le damos una importancia a los mensajes instantáneos y a los correos que muchas veces no tienen. Si es algo realmente urgente ya contactarán con nosotros por teléfono. Si no, bien puede esperar al día siguiente para tratarlo.

Cómo respetar el tiempo de vacaciones de los empleados

Ahora que estamos en pleno periodo de vacaciones en las empresas, en muchos casos nos vemos obligados a establecer alguna comunicación para coordinar algo que haya quedado pendiente. Especialmente cuando no se trabaja en equipo, es posible que haya temas que queden colgados.

  • Lo ideal siempre es crear una estructura en la empresa donde cada miembro del equipo tenga una persona que pueda ocupar sus funciones, al menos de forma provisional. Será con este compañero con el que deberá realizar un traspaso de proyectos y temas pendientes antes de marcharse.
  • De esta forma, todo quedará atado para que, aunque esté de vacaciones se pueda, por un lado, continuar con el trabajo pendiente y, por otro, no dejar en el olvido algunas cuestiones que, aunque no sean urgentes, a la vuelta de vacaciones pueden ser un problema.
  • También es fundamental saber delegar. Si no nos explicamos y coordinamos con los temas que tenemos encima de la mesa, generalmente porque no se confía en la persona que debe sustituirnos y, por lo tanto, será muy complicado poder desconectar. Hay gente que prefiere que, ante la duda, hablen con ellos para tomar la decisión personalmente. Es un error y también un mal ejemplo para el funcionamiento del resto de la empresa.

Mantener una política de transición de vacaciones unida a teléfonos desconectados resulta mucho más efectivo. Implica esto que no vamos a poder contactar con la persona de vacaciones. Generalmente, si existe una urgencia o algo realmente grave, se contacta y se molesta en su descanso, pero se evita por todos los medios que este contacto sea debido a temas menores.

Guía del RGPD para Directores Financieros

El Reglamento General de Protección de Datos va a suponer una revolución sobre cómo los datos personales han de ser recopilados, guardados y usados. Consigue ya tu guía gratuita y prepárate para el RGPD.

Descarga gratis

Dejar una respuesta