Playing now

Playing now

Conoce qué es la gestión de tesorería y cómo tenerla bajo control

Finanzas

Conoce qué es la gestión de tesorería y cómo tenerla bajo control

Sage

Una correcta gestión de la tesorería es un factor determinante para el éxito de cualquier organización. Y es que quedarse sin liquidez constituye uno de los principales motivos que abocan al cierre de las empresas.

  • Conoce qué es y cómo gestionar la tesorería de tu empresa.
  • Te detallamos cuáles son las principales tareas que debes realizar para controlar tu tesorería.

Una empresa puede vender mucho y tener un alto margen de beneficios. Pero esto no significa necesariamente que tenga que disponer de liquidez para afrontar sus pagos. Esto sucede porque la corriente de ingresos y gastos no coincide con el flujo de entradas y salidas de dinero de la empresa.

La gestión de tesorería es caballo de batalla del día a día de muchas empresas. Garantizar la liquidez necesaria en cada momento y obtener rentabilidad por los excedentes de tesorería, no es una tarea fácil.

¡TUITÉALO! Es importante tener bajo control la gestión de tesorería de tu empresa. Conoce cómo hacerlo de una forma correcta.

Contenido del post

  1. ¿Qué es la gestión de tesorería?
  2. Clientes que pagan tarde y proveedores que exigen pagos al contado
  3. 7 tareas necesarias para optimizar la gestión de la tesorería
  4. El nuevo rol de los gestores de tesorería: menos operativa y más análisis

1)¿Qué es la gestión de tesorería?

La gestión de la tesorería de una empresa consiste en la optimización de la liquidez. El fin es garantizar la disponibilidad de los fondos necesarios para la realización de los pagos comprometidos por la empresa en la divisa adecuada y en el momento preciso.

Los tesoreros de las compañías deben realizar las gestiones que sean necesarias con las entidades financieras para conseguir financiar las operaciones de la empresa cuando sea preciso.

Uno de los puntos que deben tener muy en cuenta los responsables de tesorería es la fecha valor de las operaciones. De lo contrario pueden incurrir en costosos descubiertos por diferencias entre la fecha contable y la fecha valor.

2)Clientes que pagan tarde y proveedores que exigen pagos al contado

Una de las premisas de una eficiente gestión de tesorería es el tener un exhaustivo control de los cobros y los pagos, cobrando lo antes posible y procurando financiarse con los proveedores. Pero esto no es tarea fácil, por los siguientes motivos:

  • Determinados clientes, sobre todo si son importantes, pueden dilatar los plazos de pago, aunque siempre debería ser dentro del plazo máximo legal de 60 días. Para minimizar el efecto de retrasos en los cobros, la empresa puede recurrir al factoring y anticipar el cobro de sus facturas. Aquí, el problema radicaría en el caso de que se produzcan devoluciones de los anticipos de crédito remesados por la empresa. Esto se puede solucionar realizando el factoring sin recurso, en cuyo caso la empresa cedente queda libre de responsabilidad en caso de impago por parte de su cliente.
  • En lo que respecta a los proveedores, estos pueden imponer plazos cortos de pago o incluso exigir el pago al contado. Esto se puede solucionar negociando con los proveedores la financiación de los pagos mediante un confirming. El confirming permite negociar plazos de pago más largos. Mientras, el proveedor puede cobrar en el momento en que se acepta el confirming, eso sí, pagando intereses por anticipar el cobro.

Es importante tener un control de los cobros y pagos. El confirming es una buena opción para la financiación a plazos de pago más largos.

3)7 tareas necesarias para optimizar la gestión de la tesorería

Entre las tareas de los gestores de la tesorería de las empresas, podemos destacar por su importancia las siguientes:

  • Control de cobros. Se deberá realizar un estricto control de los cobros, realizando el seguimiento de los créditos comerciales pendientes de cobro y reclamar con agilidad a los clientes morosos. También se pueden anticipar los cobros mediante el factoring. En las grandes empresas el control de cobros lo realiza el responsable de cuentas a cobrar.
  • Gestión de pagos. La obtención de financiación por parte de los proveedores suele ser la manera más barata y recurrida para obtener financiación. Pero llegado el vencimiento del plazo acordado, es vital atender los compromisos de pago contraídos con los proveedores, ya que si se producen impagos estos pueden interrumpir los suministros o suspender el crédito, exigiendo los pagos por anticipado. Para llevar una buena gestión de pagos es clave la figura del responsable de cuentas a pagar que suelen tener las grandes compañías.
  • Negociación bancaria y suministro de información a las entidades financieras. Si la empresa necesita financiar sus operaciones el tesorero o director financiero deberá negociar las condiciones con las entidades de crédito, así como facilitar la información sobre la empresa que estas demanden para realizar el correspondiente análisis de riesgos.
  • Vigilar que se cumplen las condiciones pactadas con las entidades financieras. Puede suceder que se pacten unas determinadas condiciones para determinados servicios bancarios y que pasado un tiempo se apliquen las estándar. También puede darse el caso de que se apliquen determinadas condiciones si se cumplen una serie de requisitos, o que se produzcan errores en las liquidaciones bancarias, etc.
  • Realización de previsiones y presupuestos de tesorería. Es fundamental saber las necesidades futuras de liquidez de la empresa, para lo cual se debe realizar un presupuesto de tesorería. Gracias a él se podrá determinar si con la actividad diaria de la empresa se alcanza a pagar todos los gastos e inversiones, o por el contrario, es necesario financiar determinadas inversiones o el circulante de la empresa.
  • Gestión de coberturas de tipos de cambio y de interés. Las modificaciones bruscas en las cotizaciones de las divisas utilizadas por la empresa o en los tipos de interés, como sucede en la actualidad, pueden suponer un quebranto importante para las empresas, que los tesoreros deben mantener bajo control.
  • Operativa diaria y contabilización de las operaciones. Todas las operaciones de tesorería tienen una contrapartida contable, que hay que registrar.

4)El nuevo rol de los gestores de tesorería: menos operativa y más análisis

La necesidad de los altos ejecutivos de disponer de información cada vez más precisa, oportuna y puntual obliga a los gestores de tesorería a convertirse en un socio estratégico dentro de la empresa.

Para afianzarse en este nuevo rol, los responsables de tesorería tienen que liberarse de tareas rutinarias y centrarse más en tareas de análisis que aporten un mayor valor a la organización.

La liberación de tareas rutinarias se consigue principalmente gracias a la automatización de estas tareas. La reducción del tiempo en la operativa de los responsables de tesorería se consigue gracias a la utilización de un software de tesorería y contabilidad que facilite, no solo la gestión de apuntes contables relacionados con la tesorería, sino también la elaboración de informes y la ejecución de los flujos de pagos y cobros.

Por lo tanto, si quieres mejorar la gestión de la tesorería de tu empresa, es conveniente que cuentes con un software de gestión de tesorería que te facilite la gestión, control y automatización de tareas.

Nota del editor: Este artículo fue publicado con anterioridad y actualizado a 2022 por su relevancia.