Playing now

Playing now

19 razones para que los autónomos y pymes cuenten con asesoramiento jurídico

Volver a los resultados de búsqueda

Logotipo de Sage Advice
Sage AdviceConsejos útiles sobre gestión empresarial y actualidad legal
SubscríbeteSubscríbete

El asesoramiento jurídico para pymes y autónomos debe acompañar la vida del negocio desde su concepción hasta su liquidación. Por parte del emprendedor exige un especial esfuerzo de comprensión de las carencias de sus propios conocimientos y de comunicación al trasladar sus dudas e inquietudes. Además, es habitual que requiera la colaboración de varios profesionales, en particular cuando se necesita un asesoramiento muy especializado en algunas áreas concretas.

Contar con uno o varios asesores de confianza (ya sean empleados de la empresa o asesores externos) es imprescindible para las pymes y los autónomos. Descubren caminos desconocidos para el emprendedor, despejan dudas, acompañan en la confección de proyectos, procuran prevenir y resolver conflictos, etc. Son muchas las áreas que precisan asesoramiento jurídico para pymes y autónomos, entre ellas encontramos las siguientes.

1) Contratos laborales

Los contratos laborales delimitan las relaciones entre el trabajador y la empresa. Por lo tanto, tienen una gran influencia sobre la organización de la empresa. Conviene solicitar asesoramiento sobre diversos aspectos como, por ejemplo:

  • Los tipos de contratos de trabajo que se pueden acordar
  • Qué cláusulas pueden contener
  • Los límites que han de observarse
  • Los formularios de contrato de trabajo
  • Las posibilidades de modificación
  • Las posibles causas de conflicto
  • Los supuestos en los que se pueden suspender
  • Las bonificaciones a la contratación
  • Los casos de nulidad del contrato laboral
  • El contrato de trabajo para administradores

2) Contratos con proveedores y clientes

Vender es imperativo para cualquier empresa. Las relaciones con los proveedores también son necesarias para poder producir bienes o servicios. La dimensión jurídica de esas ventas y aprovisionamientos es importante. Entre las áreas en las que conviene buscar asesoramiento jurídico para pymes y autónomos encontramos:

  • La existencia de contratos tipo en muchas relaciones
  • Los contratos de adhesión
  • La confección de contratos específicos para relaciones concretas
  • Las consecuencias de los incumplimientos contractuales
  • Los medios de pago más útiles en cada tipo de relación
  • Las posibles garantías y seguros
  • El papel de los agentes y otros intermediarios en la contratación

3) La contratación administrativa

La Administración puede ser un cliente muy importante por el volumen de contratos que mueve. Estar al día en esta materia puede ofrecer una importante oportunidad de crecimiento para las pymes, lo cual puede contribuir a la mejora de su productividad. Además, en términos generales, la Administración suele ser uno de los clientes que menores riesgos presenta. Son varios los aspectos que demandan la atención en este campo:

  • Los requisitos de la contratación administrativa
  • El procedimiento de licitación y adjudicación
  • Las modalidades de contratación administrativa
  • Las posibilidades de recurrir determinadas decisiones
  • Los sistemas que garantizan el equilibrio financiero del contrato
  • Las garantías que se deben prestar
  • Las fases de ejecución del contrato
  • Los supuestos de modificación del contrato
  • Las posibilidades de subcontratación o cesión del contrato

4) Los convenios colectivos

Los convenios colectivos son, al mismo tiempo, un límite que demarca hasta dónde pueden llegar las relaciones laborales y un medio para encauzarlas por el mejor camino. Son de diversos tipos las dudas jurídicas que se pueden plantear las empresas:

  • ¿Quiénes lo negocian?
  • ¿Cuál es su contenido?
  • ¿Cómo es el procedimiento de negociación?
  • ¿Qué sucede cuando hay dudas sobre su interpretación?
  • ¿Cuándo y cómo se puede descolgar la empresa de un convenio?
  • ¿Cuánto tiempo permanecerá vigente y qué puede suceder después?
  • ¿Qué sucede cuando se produce la concurrencia de varios convenios colectivos?

5) Los despidos

Los despidos tienen importantes consecuencias para las empresas, incluso antes de materializarse. Un buen entendimiento de cómo funcionan ayuda a aclarar las expectativas tanto de los trabajadores como de la empresa sobre el futuro de su relación. Entre las áreas más comunes que demandan el asesoramiento jurídico para pymes y autónomos en materia de despido encontramos:

6) Los derechos y obligaciones de los trabajadores

El cumplimiento normativo en materia de recursos humanos y la necesidad de valorar las implicaciones legales de los cambios organizativos exigen un buen conocimiento de los derechos y obligaciones de los trabajadores en asuntos como:

  • La jornada de trabajo
  • Las retribuciones básicas
  • Los complementos salariales
  • Las excedencias
  • Los permisos
  • Las vacaciones
  • Los riesgos laborales
  • Los reconocimientos médicos
  • El manejo de los datos de los trabajadores
  • El registro de la jornada laboral
  • Las huelgas
  • La representación colectiva
  • Las medidas que se pueden tomar en casos de insubordinación

7) Las sanciones disciplinarias

Las sanciones disciplinarias suponen un reto para la gestión de recursos humanos. Pueden resolver o prevenir muchos problemas, pero su mala aplicación también puede ser una fuente de conflictos entre la dirección y uno o varios trabajadores e incluso entre los propios miembros del equipo. Por ello, conviene saber, incluso antes de que surja alguna conducta sancionable algunos aspectos sobre sanciones disciplinarias:

  • Los supuestos en los que se aplican
  • Las consecuencias que puede implicar la imposición de una sanción
  • Los límites que no se pueden sobrepasar
  • El procedimiento sancionador disciplinario
  • Las posibles sanciones que se pueden imponer
  • Los tipos de faltas
  • Las posibles reclamaciones y recursos de los trabajadores

8) La propiedad intelectual e industrial

En este campo entran elementos tan importantes para la empresa como, por ejemplo, las creaciones intelectuales, las patentes o las marcas. Se pueden presentar diversas cuestiones sobre su régimen de protección como, por ejemplo:

  • ¿Qué derechos dan?
  • ¿Qué requisitos se exigen para su reconocimiento?
  • ¿Cuál es el procedimiento para su registro?
  • ¿Qué hacer si un tercero viola nuestros derechos?
  • ¿Qué protección tenemos en otros países?

9) Los recursos administrativos

Las relaciones con la Administración pueden pasar por diversos momentos de desacuerdo. Es posible, por ejemplo, que nos niegue algo que hemos solicitado, que nos imponga una sanción, que declare que tenemos una deuda, etc. El recurso administrativo es la primera vía de reacción frente a la actuación administrativa. El asesoramiento legal para pymes y autónomos se centra en aspectos como:

  • La presentación de recursos de reposición
  • Los recursos de alzada
  • Los plazos para interponer los recursos
  • El procedimiento que corresponde
  • El funcionamiento de los tribunales económico-administrativos
  • Las consecuencias que tiene recurrir

10) Los recursos y acciones judiciales

Con ellos podemos, por ejemplo, manifestar nuestro desacuerdo frente a las resoluciones administrativas o judiciales. También podemos reclamar la protección de los derechos e intereses legítimos de la empresa en conflictos con personas físicas o jurídicas. Las necesidades de asesoramiento jurídico son especialmente intensas, para evitar que el desconocimiento pueda ser una fuente importante de incertidumbre en la empresa. Entre los aspectos que reclamarán mayor atención encontramos, por ejemplo:

  • Los plazos para presentarlos
  • Las pruebas
  • Los argumentos que se van a exponer
  • El significado e implicaciones de las resoluciones
  • Las costas judiciales
  • Las posibilidades para presentar nuevos recursos
  • El procedimiento para reclamar deudas
  • Los recursos contencioso-administrativos
  • El conflicto colectivo

11) La planificación fiscal

La planificación fiscal, además del financiero, tiene un componente jurídico de gran importancia. Se trata de saber las alternativas de actuación de la empresa que entran dentro de la ley y sus consecuencias jurídicas. Para ello es muy conveniente asesorarse sobre diversas materias:

  • Los hechos de la vida empresarial que generan la obligación de pagar impuestos
  • Los tipos de gravamen
  • La existencia de deducciones y otros incentivos fiscales
  • El impacto de las novedades en la normativa fiscal
  • La finalidad de las consultas tributarias y su funcionamiento
  • El funcionamiento e impacto empresarial de los principales impuestos como el IVA, el impuesto sobre sociedades, el IRPF, los impuestos especiales, el impuesto sobre sucesiones y donaciones o el de transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados
  • los regímenes especiales en diversos impuestos

12) El asesoramiento jurídico para pymes y autónomos en materia de protección de datos

Los datos podrían ser “el nuevo petróleo” que mueva la empresa del futuro. Las pymes tienen necesidad de adquirirlos, procesarlos, almacenarlos, analizarlos, protegerlos, compartirlos… El primer paso para una adecuada gestión de los datos es saber su régimen de protección jurídica. El asesoramiento jurídico para pymes y autónomos en materia de protección de datos se centra en aspectos como:

13) Internacionalización

Establecer relaciones con otros países exige adaptarse a otras regulaciones. Para minimizar los costes de ese proceso y aprovechar las oportunidades que brinda es necesario un buen asesoramiento jurídico que puede centrarse en diversos planos, en función de la naturaleza del proceso de internacionalización:

  • Los requerimientos legales a los productos en otros países
  • El funcionamiento de los canales de financiación internacional
  • La financiación de importaciones y exportaciones
  • Los incoterms
  • Los procedimientos de arbitraje internacional
  • El impacto fiscal de la internacionalización
  • Los convenios de doble imposición
  • La normativa aduanera
  • La fiscalidad de las retribuciones de los trabajadores en función del país
  • Los tipos de contratos en función de los países
  • Los cauces jurídicos para formalizar la inversión en el extranjero

14) Las relaciones socios-sociedad

Una sociedad debe ser un instrumento útil para sus socios, pero también garantizar los derechos de cada uno. Las leyes estructuran un conjunto de relaciones entre los socios y la sociedad en ámbitos como:

  • La constitución de sociedades
  • La realización de aportaciones dinerarias y no dinerarias
  • Los procedimientos para la reclamación de dividendos pasivos
  • La ampliación y reducción del capital social
  • El desarrollo de juntas de socios
  • El reparto de dividendos
  • Las prestaciones accesorias
  • Los diferentes roles que puede tener un socio en la empresa
  • Los préstamos entre los socios y la empresa

15) Las relaciones entre los socios

La prevención de conflictos graves entre socios es una de las claves de la supervivencia empresarial. Además, se deben aprovechar al máximo las complementariedades y buscar solución a los problemas que se presenten. Puede ser útil recabar asesoramiento en materias como:

  • Pactos de socios
  • Transmisión de participaciones de sociedades limitadas
  • Acuerdos entre socios para facilitar la salida de uno de ellos de la sociedad
  • Los efectos de la salida de un comunero en una comunidad de bienes

16) Planificación de la sucesión

La sucesión puede ser un momento delicado para la empresa o una oportunidad para impulsarla. El resultado depende de muchos factores, pero suele ser conveniente planificarla con antelación. Algunos de los aspectos a considerar tienen una trascendencia jurídica que conviene comprender:

  • Los derechos que pueda reservarse el fundador o antecesor
  • La jubilación del antecesor
  • Las modificaciones que proceda realizar en órganos de administración y estatutos sociales
  • La forma, el momento y las consecuencias de la transmisión de participaciones en la empresa
  • Los requisitos jurídicos que deban cumplir los sucesores para ocupar la posición de su antecesor en diversos ámbitos

17) Las fusiones y otras operaciones societarias

Los procesos de crecimiento empresarial llevan, en ocasiones, a que unas empresas adquieran otras o, incluso, a que se produzcan operaciones entre iguales. También las crisis empresariales pueden llevar a procesos de absorción. Por ello es necesario que los emprendedores estén asesorados sobre diferentes asuntos como:

  • Los procedimientos y consecuencias de los diferentes tipos de combinaciones de negocios
  • La contabilización del proceso y sus efectos fiscales
  • Las garantías frente a los acreedores
  • El fondo de comercio

18) Condiciones de financiación

En la financiación no todo es encontrar el volumen de financiación ajena suficiente, sino también las condiciones adecuadas. La configuración de relaciones jurídicas entre acreedor y deudor son uno de los determinantes del coste de la financiación, así como de los riesgos que asumen ambas partes. Los campos en los que puede resultar necesario el asesoramiento jurídico para pymes y autónomos pueden ser muy variados. Entre ellos encontramos, por ejemplo:

  • Las garantías hipotecarias
  • Los avales
  • Otros tipos de garantías
  • Las posibilidades de novación o subrogación
  • Los convenios en los concursos de acreedores
  • Las reclamaciones judiciales de los acreedores
  • El aplazamiento de deudas tributarias

19) Los trámites y obligaciones formales

Cumplimentar mal un trámite puede hacernos sufrir retrasos, incurrir en costes para su rectificación e, incluso, puede acarrearnos la imposición de sanciones, la pérdida de derechos y subvenciones o un mal encuadramiento jurídico en algún aspecto trascendente para el negocio. Son muchos los aspectos formales que reclaman la atención y que pueden requerir asesoramiento como, por ejemplo:

  • Los procedimientos para constituir sociedades
  • Los registros públicos
  • La formalización y presentación de cuentas
  • La presentación de modelos tributarios
  • Las obligaciones en materia de facturación

El asesoramiento jurídico para pymes y autónomos es una de las claves en la mejora de la gestión. Pone al emprendedor ante las consecuencias de la actuación de la empresa, así como de hechos ajenos a su voluntad. Facilita la valoración de los posibles escenarios, lo que contribuye a una planificación más adecuada y a afrontar los problemas que vayan surgiendo.

 

Dejar una respuesta