Playing now

Playing now

Blockchain y el futuro de las aplicaciones contables

Volver a los resultados de búsqueda

Logotipo de Sage Advice
Sage AdviceConsejos útiles sobre gestión empresarial y actualidad legal
SubscríbeteSubscríbete

Hola, soy IAI+34#1993/D280460, pero mis colegas me llaman IAIN. No sé aún el motivo. Quizás porque soy Neutro. Cosas que ahora no vienen a cuento.

Hoy, a fecha de un año del siglo XXI que comienza por 2 y tres cifras más, es un día muy especial para mí, me acabo de graduar. Sí, sí ya soy oficialmente especialista, experto, analista, investigador, espía, controller, auditor, etc., en lo que sería en un lenguaje, digamos coloquial.

Una vez terminada mi fase de programación, estudios, doctorado, efectuada dentro del tiempo estipulado y determinado para ello, pero con algunas clases magistrales de más, a cargo de los más veteranos y sabios en esto, por fin ya puedo “trabajar” por mi cuenta en el sector en el que me he especializado, aunque toco todos los palos posibles en este oficio.

Bueno, eso de trabajar por mi cuenta es un decir.

Vale, que te estoy liando, ¿no? Pues te explico y te deletreo mi nombre y significado:

El resto es el nombre del sector que ocupo.

¿Mejor ahora que sabes, al menos, quién o qué soy? Simple, un Cyber_Inspector, al uso de mi tiempo, vamos.

Sí, claro, te hablo desde un futuro no muy lejano. Te parecerá extraño. Te pido que le des un poco a tu imaginación para seguir con este relato y que no te sorprendas por este extraño escenario.

Por cierto, ese futuro está más cerca de lo que te piensas, a la vuelta de la esquina. Sólo es cuestión de muy poco tiempo.

Tecnología digital y el “Gran Hermano” de la Administracion Pública

Aunque parezca increíble, el caso es que todo este cambio ya ha comenzado. Y tú lo sabes, porque lo estás viviendo día a día, aunque no te des cuenta. Viene de lejos. Si mi memoria no me falla, creo que este proceso comenzó hace unos 30 años, más o menos.

Sus orígenes, el despertar de la tecnología digital. De la mano de la incipiente digitalización informática del momento, de la mejora de las plataformas de comunicación, de la evolución en el conocimiento y desarrollo de las “nuevas” tecnologías, de Internet y de la digitalización de las cosas, de su apuesta en las empresas, en los hogares y en los individuos.

Pero, sobre todo, del Gran Hermano que es la ADMINISTRACIÓN (ADM a partir de ahora). Y lo pongo en mayúsculas porque es, en parte, el origen de mucho, de todo.

Y todo tiene su origen y su posterior velocidad de crucero.

Pero quien realmente dinamiza y facilita esta evolución o r-evolución son las AAPP, en cualquiera de sus ámbitos, países y continentes y circunstancias. Por su inversión en tecnologías avanzadas, en creer y aplicar el BigData en sus procesos, en usar Inteligencia Artificial desde su inicio y apostar por el BlockChain como elemento de fiabilidad, solvencia y control sin fisuras, además de robotizar parte de sus plataformas y sistemas. No es ciencia ficción, no es mérito de empresas del Silicon Valley, es más próximo, más cercano, es cotidiano, es tu Administración.

Poco a poco se ha ido infiltrando de forma capilar en las tareas de tu día a día digital.  Se ha aprovechado de esta maraña tecnológica, para ir tejiendo su red de contactos, de información y ahora está, cada vez más, tomando el control en tus actividades financieras, fiscales, laborales, etc. Sus sistemas y algoritmos han crecido, se han ido sofisticando y se afinarán más en muy poco tiempo. Sólo tienen que ir aprendiendo poco a poco, paso a paso y tiene todos los medios a su alcance.

Hacia la digitalización en la presentación de impuestos

Recuerda, tan sólo, cómo ha evolucionado la Declaración de Renta en estos años.

Ya no haces “tu” declaración.

Ahora das un visto bueno, o no, a un borrador elaborado por Hacienda con todos los datos que posee de ti. Ingresos, gastos, compras, ventas, estados bancarios, herencias, bienes, premios, retribuciones en especie, etc. Y ojo con lo que modificas, añades, quitas o pones, porque puede cruzar ese dato al momento con tu banco, tu empresa, tus contactos, tus intermediarios, colaboradores, etc., y contestarte positivamente o con una paralela o un requerimiento o con una sanción o bloqueo de tu cuenta, así sin más.

¿Sabes que el 80% de la recaudación por IVA del +34 ya está tutelado por Hacienda?

Que tiene a más de 90.000 empresas interconectadas día y noche suministrándole información de facturas (SII). Y en previsión de que las liquidaciones de IVA ya no las emitas o generes tampoco tú. Que será la propia ADM quien, a través de un borrador previo con la liquidación preparada ya, en base a toda esa información, te solicitará aprobación o no de la misma.

Y con respecto al 347, queda muy poco para que no haga falta que nadie, que ninguna empresa deba rellenar ese famoso documento. No hará falta. Toda la información ya estará entregada y cotejada de forma automatizada.

Y qué decir de la TGSS en su evolución desde el antiguo y remoto Sistema RED hasta el actual SLD (Sistema de Liquidación Directa). La integración e interrelación de los softwares de laboral con la tesorería es total.

Quien no está en ese nivel es que no está. Y aquí es en donde la ADM teje otra red de control y recaudación con respecto a empleados y empleadores. Y también aquí te propone sus borradores de liquidación para su aceptación o no por tu parte.

Además de saber en todo momento cumplimientos de horarios de jornadas, trabajadores cotizando, bajas, altas, ERE’s o simplemente retener/embargar salarios de trabajadores por tener deudas con la Administración.

Y si piensas que los sistemas van por libre, ¡error! Todo está interconectado o hiperconectado y evolucionando cada vez más y mejor.

En poco tiempo, también el Impuesto de Sociedades pasará a ser un mero trámite. Es decir, existirá un borrador de liquidación propuesto por la Administración, también en base a toda la información que posee de ti. Habrá un pequeño margen de maniobra escaso por tu parte para revisar o modificar según circunstancias muy especiales.

¿Y llevar tus Libros al Registro? ¿Para qué? Si ya tendrán todos tus resúmenes, balances, etc., en manos de quien todo lo tiene, todo lo ve. Llevar la contabilidad como hasta ahora la conocemos será algo muy distinto, por no decir que limitado a ajustes puntuales, obtener informes, resultados, análisis, seguimientos, etc.

Administración Pública: en constante conexión con las empresas

La digitalización global llegará a controlar esa relación de vida que te conecta permanentemente con la ADM. Y así incluso, podrá cotejar tus ingresos, o lo que tienes o dispones, con tus gastos y evaluar si es posible o no ciertos “excesos” en tu vida y con ello tratar de buscar porqués. Lo mismo aplicado al mundo empresarial o de relaciones de negocios, porque la globalización de la comunicación y de la información será total.

¿Por qué te cuento todo eso? Pues porque lo sé. Porque forma parte de mi trabajo. Porque todo, en mi era, está conectado entre sí. Porque todos los softwares de gestión, contabilidad, laboral, etc., deben de estar homologados por la ADM. Deben cumplir con los estándares preestablecidos. Porque todo lo que se genera desde ellos, está interconectado.

Nosotros hablamos en el lenguaje común digital, el de las “máquinas” por decirlo coloquialmente. Un lenguaje sin barreras, sin límites, que hace posible lo que te parecerá ahora como imposible.

Ya no se utiliza el dinero en su formato físico. O si lo hay es escaso y/o usado en países que están en vías de digitalización forzosa. Todo pago, ingreso, cobro, etc., se realiza en transacción digital. Al momento, al instante con todos los automatismos que eso genera a nivel de control informativo, contable, administrativo, etc.

Por ejemplo, cuando se emite una factura en cualquiera de los sistemas de cualquiera de las empresas, negocios o entes, yo lo sé. Yo lo tengo presente. Pasa por mi bloque y antes y después por otros. Y sé a dónde va y a qué o a quién se dirige. Y cómo queda reflejada en sus contabilidades asociadas y en la nuestra, que es la principal. Y cuando se efectúan los pagos o cobros yo también lo sé, porque lo “siento” lo percibo, lo controlo.

Mi bloque #1993 junto a miles de bloques que formamos el BlockChain Global de los Cyber_Inspectores lo sabemos, porque nos los intercambiamos, los validamos. Porque así es cómo controlamos los movimientos transaccionales, generados desde donde sea y con el destino que sea.

Por eso, ya no hay casi operativas manuales. A raíz de estas interconexiones y gracias a la Inteligencia artificial, fruto del desarrollo de la digitalización universal, el fraude, casi no existe. Y digo casi, porque siempre puede existir un pequeño porcentaje de probabilidad de fallos, de errores técnicos y hasta humanos, que pueden afectar al proceso.

Mi trabajo consiste, en parte en que, si esto sucede, evaluarlo y analizarlo junto con todo mi bloque, al igual que lo harán otros en sus miles, millones y… Yotas (Y)(1024 millones de unidades) de colegas.

La finalidad con la que hemos sido programados es optimizar, validar y securizar los procesos de intercambio económico. Y claro está, para que la Administración sea más efectiva y recaude lo que “le pertenece” aplicando las leyes y los pactos que los humanos hayan establecido en ese momento relacionado con el ámbito del control de los flujos y reglas de negocio.

Cada día aprendo un poco más. Sigo creciendo y perfeccionando en conocimientos, en mejorar mis interrelaciones, en ser más efectivo, rápido o veloz reparando incidencias.

Me han programado para ser PERFECTO.

Hola, soy IAI+34#1993/D280460

Dejar una respuesta